01_Recetas, aperitivos, verduras
Leave a comment

Nuestras patatas bravas

 

Creemos que teníamos que recordaros el post de las patatas bravas, ya que dentro de muy poco tiempo las podréis volver a probar unas muy parecidas en bar El Yeti de la plaza Bonanova; que nuestros amigos Carlos y Adolfo, del restaurante Bonanova ,reabren con el concepto de tapas clásicas bien hechas y de calidad.

Nosotros somos unos apasionados de las patatas bravas y después de probar muchísimas, decidimos crear las nuestras; con una salsa picante, sin demasiada grasa y con un allioli con sabor a azafrán.

El resultado es apoteósico…!!!

 

 

Ingredientes

  • 4 cebollas grandes
  • 1 guindilla seca
  • 1cuch. pimentón dulce
  • 1cuch. pimentón picante
  • 1l. aceite de oliva suave
  • 4 patatas monalisa
  • Sal

Elaboración

  1. Cortamos la cebolla y la guindilla seca en pequeños trozos y la ponemos a sofreír con la mitad del aceite a fuego fuerte durante 1 hora sin parar de remover. Tiene que quedar de un color bien oscuro.
  2. Añadimos los dos pimentones y l sal, rehogamos 3 minutos y agregamos el resto del aceite. Dejamos que vuelva a hervir y trituramos.
  3. Cortamos las patatas lavadas, sin pelar en 8 trozos dejarlas en remojo con agua para quitar el almidón de la patata.
  4. Las pochamos en aceite de oliva a temperatura media hasta que estén cocidas. Retiramos.
  5. Dejamos que el aceite vuelva a tomar temperatura alta y acabamos de freír las patatas , hasta que queden bien doradas y crujientes. Las ponemos en un papel para sacar el exceso de grasa.
  6. Emplatamos, ponemos la salsa encima y alioli de azafrán.

Consejo

La salsa aguanta 20 días en nevera cubierta de su propio aceite.

Podemos congelarla en una hielera e ir sacando según necesidad.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.